Ciudades para un Futuro más Sostenible
Búsqueda | Buenas Prácticas | Documentos | Boletín CF+S | Novedades | Convocatorias | Sobre la Biblioteca | Buzón/Mailbox
 
Buenas Prácticas > Españolas > Concurso Internacional 2000 > http://habitat.aq.upm.es/bpes/onu00/bp351.html

Proyecto de rehabilitación natural e integración social, San Fernando de Henares, Madrid (España)


Fecha de referencia: 5-7-2000

Experiencia seleccionada en el Concurso de Buenas Prácticas patrocinado por Dubai en 2000, y catalogada como GOOD. ( Best Practices Database.)
País/Country: España
Región según Naciones Unidas: Europa
Región ecológica: Ribera (cuenca hidrográfica)
Ámbito de la actuación: Pueblo
Instituciones: Gobierno local; fundación; sector privado.

Categorías = Igualdad y equidad de género: características étnicas; integración. Gestión ambiental: restauración ambiental. Vivienda: acceso a la financiación de la vivienda; carencia de hogar, personas sin hogar.

Contacto principal:
Ayuntamiento de San Fernando de Henares
Mariano González Cascos
Pl. de España, s/n
28830 San Fernando de Henares, Madrid
Tel: 34 91 627 67 00
Fax: 34 91 673 26 14
E-mail: german.basoa@usm.es

Socio:
Obra Social de Caja Madrid
Jose Antonio Royuela
Pza. Celenque, 2-2.
28013 Madrid
Tel: 34 91 379 35 77
Colaboración financiera

Socio:
Fundación Entorno
Colaboración técnica

Socio:
Comunidad de Madrid
Colaboración financiera


R E S U M E N

El desbordamiento del río Jarama en diciembre de 1989, debido a las fuertes lluvias acaecidas en la región, colocó al Ayuntamiento ante la necesidad de coordinar actuaciones y entidades con la finalidad de abordar las soluciones ante los problemas aparecidos tanto en el medio natural como en el asentamiento chabolista constituido por una minoría étnica en la ribera del río.

A partir de esta situación se elabora un proyecto global cuyos objetivos principales son:


Mediante la aplicación de este proyecto global, se ha conseguido en la actualidad:


Además entre las actuaciones conseguidas destaca :


La mejor lección aprendida puede considerarse en la forma de actuación que ha creado una conciencia institucional de abordaje integral de problemas, superando una concepción departamental, y que ha sido aplicada en otros proyectos municipales (Plan de Atención Integral a Mujeres Víctimas de Malos Tratos, San Fernando Saludable, Plan de Infancia y Adolescencia...) en una concepción global de ciudad.

Lámina resumen




Fechas clave





D E S C R I P C I Ó N

Situación de partida

En 1989, antes del desbordamiento del río Jarama, sus riberas, tenían usos inadecuados: asentamientos de minorías étnicas, extracción de áridos...

En 1985 ya existían asentamientos en las márgenes del río Jarama. El Colectivo provenía del Norte-Noroeste de la Península Ibérica: portugueses y españoles, con sistemas culturales diversos y vida transhumante.

Objetivos

Desde las diversas concejalías del Ayuntamiento se establecieron los siguientes objetivos:


Descripción de la actuación

El problema inicial fue la reubicación de las familias asentadas en la ribera del río, tras el desbordamiento de 1989, produciéndose pérdidas de enseres y bienes. Temporalmente se les facilitó un alojamiento colectivo desde la Comunidad de Madrid en el término municipal de Madrid.

Posteriormente se ubicaron en una zona próxima a la original, Carretera M-115, iniciándose por el Ayuntamiento el Programa de Integración Social. Tras varios intentos y proyectos se consigue el acuerdo con la Comunidad de Madrid, para la compra de 32 viviendas en los municipios de la zona, procediéndose al realojamiento.

La inserción socio-educativa, laboral y sanitaria, fue uno de los problemas desde el comienzo del proyecto, siendo abordado por el ayuntamiento con actuaciones paliativas de los déficits existentes.

En la restauración natural, el problema principal era el económico, resolviéndose con financiación externa.

Los problemas iniciales fueron: la adquisición de la titularidad de terrenos; la ejecución de las obras; los programas de concienciación y educación ambiental. El primero de ellos se resolvió gracias a la firma de un acuerdo-convenio con el propietario del terreno. El segundo se solventó con la contratación externa de una empresa especializada, y el tercero gracias a campañas coordinadas por este ayuntamiento. En estas actuaciones colaboró la Fundación Entorno (gestión).

Protección Civil facilitó medios humanos tanto para actuaciones puntuales de concienciación como a la hora de facilitar su presencia en la finca.

La ONG Naumanni, realizó un trabajo de campo, a efectos de comprobar el grado de conocimiento y por tanto de respeto hacia la zona, al mismo tiempo que realizaban una campaña educativa.

La mayor parte de los costes iniciales fueron sufragados por la Obra Social de Caja Madrid y la Consejería de Medio Ambiente de la Comunidad de Madrid.

El problema económico es el embrión de otros problemas, como pueden ser la falta de mano de obra para el mantenimiento, la reposición de marras o desperfectos aparecidos y la implementación de nuevas acciones sobre las existentes.

El mantenimiento del arbolado plantado (riegos, etc.) al estar en una zona poco accesible y al no haber acompañado la climatología, está siendo dificultoso, por lo que se continúa buscando soluciones al tiempo que se han realizado nuevas plantaciones de árboles por la Escuela Taller de Medio Ambiente (mano de obra e inversión económica).

Los desperfectos en el vallado y la descompactación de caminos han sido pequeños problemas, que se han solucionado gracias a trabajadores municipales.

El aspecto financiero no requirió ningún tipo de préstamo que tuviera que ser reembolsado. La mayor parte de las aportaciones económicas para la consecución de los objetivos concretos del proyecto fueron a fondo perdido.

La adquisición de viviendas se realiza con fondos públicos, quedando la titularidad a favor del IVIMA. Los realojados adquirieron un compromiso para la aportación del alquiler mensual de la vivienda adjudicada. Por otro lado la finca "La Guindalera" ha pasado a formar parte del patrimonio municipal.

Resultados alcanzados

Impacto

Se han paliado buena parte de carencias del colectivo objeto de actuación, mejorándose la calidad de vida de las familias, integrándolas en el pueblo, facilitando el acceso a los servicios sanitarios y educativos.

Se han eliminado las infraviviendas con el realojamiento, tras la adquisición de 36 viviendas, posibilitándose unas condiciones adecuadas de salubridad y mejorando el medioambiente con la desaparición del asentamiento.

Con el Proyecto, se trabaja en la inserción laboral, recuperando productos reciclables y posibilitando la creación de empresas; en la formación laboral mediante sostenimiento de la Escuela Taller de Medio Ambiente; habiéndose conseguido también la escolarización de todos los niños en edad de enseñanza obligatoria y buena parte de los de educación infantil.

Desde 1991, no se han vuelto a repetir situaciones de desbordamiento como las que dieron origen a todas las actuaciones.

Toda la actuación realizada en La Guindalera, con una superficie de 45 hectáreas, ha supuesto un cambio rotundo en el uso del suelo, dotándolo de la vegetación original y de sus hábitats. Al tiempo que el aprovechamiento por la población ha sido relevante (paseo, deporte, esparcimiento...).

La participación de los asociados se incrementaba conforme se sumaban nuevos colaboradores, existiendo una alta coordinación entre todos. Así, recientemente son los centros educativos los más interesados en realizar alguna actividad en contacto con las actuaciones.

La utilización por la población ha llevado a un mayor conocimiento de los factores existentes en la zona, consecuencia de ello se ha manifestado una actitud más sostenible para con el medio.

Sostenibilidad

Las características culturales e históricas que contenía la zona fueron respetadas y reforzadas, para con ello conseguir un mayor conocimiento y respeto del ciudadano. Además se ha conseguido la utilización normalizada del colectivo integrado de los recursos y servicios socio-sanitarios y educativos.

Partiendo de un impulso por parte del Ayuntamiento, se facilitaron las condiciones que rodeaban a los aspectos culturales y naturales, para que así la población considere como algo suyo dichas actuaciones, con el consiguiente aumento del respeto hacia ellas.

La plantación masiva de árboles tenía varios objetivos: recuperación de vegetación riparia y por tanto de los hábitats que ésta alberga; restauración paisajístico-estética de la zona y aumento de la masa forestal con la consiguiente participación de ésta en minimizar los problemas globales de contaminación atmosférica, efecto invernadero, etc. Estos aspectos se observan con dificultad, al no haber transcurrido tiempo suficiente, pero convencidos de que su participación se reflejará en un tiempo inmediato.

El desmantelamiento del asentamiento ha permitido una mejora estética y de las condiciones de salubridad, al tiempo que la modificación de la infraestructura de comunicación existente (Carretera M-115) ha posibilitado una mejor accesibilidad y una mayor seguridad vial.

Intercambio de experiencias

A lo largo del desarrollo del Proyecto, las actuaciones y actividades realizadas se han compartido con otros organismos públicos y/o entidades como la Asociación de Enseñantes con Gitanos, participando en Jornadas y Congresos, en los que se ha debatido ponencias y aspectos relativos a la educación y a la integración de familias gitanas.

Cáritas y Cruz Roja, gracias a las cuales tanto nuestro proyecto, como las iniciativas de dichas entidades, se han visto favorecidos por la estrecha colaboración entre partes, facilitando los programas y las actividades que en cada momento se intercambiaban.

A colación de lo anterior, se ha colaborado y se está colaborando con otros asentamientos de toda la Comunidad de Madrid, manteniendo un estrecho contacto y facilitando toda la documentación y experiencia adquirida con este proyecto.

La restauración natural de un espacio degradado ha sido ejemplo en toda la comarca, siendo la Comunidad Autónoma de Madrid la que ha continuado con más énfasis en la restauración de zonas degradadas o zonas con un alto valor ecológico. Así la finca «Las Islillas», inmediata a la finca objetivo de esta iniciativa, ha sido restaurada y recuperada con los mismos fines.

Diversas asociaciones ecologistas protectoras del río Jarama manifiestan y ponen como ejemplo la actuación de este ayuntamiento, para que otros municipios hagan lo mismo, principalmente adquiriendo terrenos con un alto valor ambiental que son propiedad privada y no tienen un mantenimiento adecuado.

La tendencia de este ayuntamiento, no sólo en la actuación concreta, sino como en la política general, es la de colaborar con cualquier tipo de organismo, asociación o persona, en aras de conseguir un desarrollo sostenible entre economía, medioambiente e inserción social, integrándonos físicamente tanto en foros, comisiones, etc., así como facilitando toda la documentación disponible.

Resultados alcanzados


Perfil financiero



Este documento se ha editado a partir de una versión castellana.

Revisado por Almudena Sánchez Moya.

Buenas Prácticas > Españolas > Concurso Internacional 2000 > http://habitat.aq.upm.es/bpes/onu00/bp351.html
 
Ciudades para un Futuro más Sostenible
Búsqueda | Buenas Prácticas | Documentos | Boletín CF+S | Novedades | Convocatorias | Sobre la Biblioteca | Buzón/Mailbox
 
Escuela Técnica Superior de Arquitectura de Madrid Universidad Politécnica de Madrid Ministerio de Fomento
Grupo de Investigación en Arquitectura, Urbanismo y Sostenibilidad
Departamento de Estructuras de EdificaciónDepartamento de Urbanística y Ordenación del Territorio