Ciudades para un Futuro más Sostenible
Búsqueda | Buenas Prácticas | Documentos | Boletín CF+S | Novedades | Convocatorias | Sobre la Biblioteca | Buzón/Mailbox
 
Buenas Prácticas > Españolas > Concurso Internacional 2012 > http://habitat.aq.upm.es/bpes/onu12/bp_25.html   
El fomento de la rehabilitación integral en Castilla y León: de la intervención aislada a la acción sostenible y coordinada (PRICyL) (España)

Experiencia seleccionada en el Concurso de Buenas Prácticas patrocinado por Dubai en 2012, y catalogada como GOOD. (Best Practices Database)
País/Estado — España
Región según Naciones Unidas — Europa
Región ecológica — continental y alta meseta
Ámbito de la actuación — provincial/estatal
Agentes — gobierno regional; gobierno central; gobierno local; organización de base comunitaria (OBC); institución académica o de investigación.

Categorías — Procesos de planificación urbana y regional. Tecnologías, instrumentos y métodos: tecnologías apropiadas. Vivienda y derechos humanos.


Contacto Principal

Dirección General de Vivienda, Arquitectura y Urbanismo. Consejería de Fomento y Medio Ambiente. Junta de Castilla y León — gobierno regional
Ángel María Marinero Peral [marperan@jcyl.es], Director General de Vivienda, Arquitectura y Urbanismo

Rigoberto Cortejoso 14,
47014 Valladolid (España)

Tel: +34 983 419410
Fax: +34 983 419411
Web: http://www.jcyl.es


Organización Nominadora

Comité Hábitat Español — asociación entre los sectores público, privado y ciudadanos
José Luis Nicolás Rodrigo

Ministerio de Fomento,
Paseo de la Castellana 112, 
28046 Madrid (España)

Tel: +34 91 7284091
Fax: +34 91 7284862
E-mail: concursobbpp@fomento.es
Web: http://www.fomento.es


Socio

Ministerio de Fomento — gobierno central

Paseo de la Castellana 112,
28046 Madrid (España)
Colaboración financiera.


Socio

Oficina Técnica y de Gestión «ARCH Judería» — gobierno local
Miguel Ángel Martín Blanco

Judería Vieja 12,
40001 Segovia (España)

Tel: +34 921 466632
Fax: +34 921 466708
Colaboración administrativa.
Colaboración financiera.
Colaboración técnica.


Socio

Asociación para la Rehabilitación del Polígono «Río Vena» — gobierno regional, gobierno local y organización de base comunitaria (OBC)
Saturnino Saldaña Pampliega

Paseo de los Comuneros 25,
09006 Burgos (España)
Colaboración administrativa.
Colaboración financiera.
Colaboración técnica.


Socio

Consorcio Tierras del Renacimiento — gobierno local

Plaza Vallejo Nájera s/n,
34300 Paredes de Nava,
Palencia (España)

Tel: +34 979 830837
E-mail: consorciotierrasdelrenacimiento@hotmail.com
Colaboración administrativa.
Colaboración financiera.
Colaboración técnica.


Socio

Instituto Universitario de Urbanística — institución académica o de investigación
Mario París [mario@institutourbanistica.com]

Escuela Técnica Superior de Arquitectura,
Avda. de Salamanca s/n,
47014 Valladolid (España)

Tel: +34 983 184332
Colaboración técnica.


Resumen

Propuesta de regeneración urbana y de rehabilitación de espacios históricos con escala regional, fundada en la revisión de la práctica realizada en los últimos diez años. El Plan de Rehabilitación Integral de Castilla y León (PRICyL) se concibe como una evaluación crítica de una experiencia consolidada, selecciona los mejores casos y propone una nueva estrategia a medio plazo, activando objetivos de:

  1. Desarrollo rural.
  2. Intervención en espacios urbanos y rurales vulnerables.
  3. Promoción única de proyectos de calidad.

La práctica de la rehabilitación en Castilla y León ha fomentado actuaciones desarrolladas a propuesta de los ayuntamientos con el objetivo de revitalizar las zonas degradas y frenar el deterioro del tejido urbano y social. En estos momentos de dificultad económica, la Administración regional realiza un balance y autocrítica del procedimiento seguido en estos años, para reconducir las estrategias y abordar objetivos sociales y urbanísticos más amplios, incidiendo en aquellos vinculados al reequilibrio territorial y a la cohesión urbana.

Con una experiencia acumulada de casi sesenta actuaciones, la Junta de Castilla y León elabora un proyecto/programa de mejora estratégica que da un impulso global a la rehabilitación, destacando las experiencias más positivas y verificando su potencial como motor de un ambicioso proyecto de regeneración urbana en ciudades, villas y pueblos. Considerando la singularidad del territorio de Castilla y León es imprescindible seguir poniendo en valor el patrimonio construido de la región, abordar las singularidades de un territorio muy extenso, poco poblado y con medio rural muy relevante; y orientar las acciones hacia espacios y grupos sociales menos favorecidos. El PRICyL">PRICyL se desarrolla a partir del estudio de las prácticas ya realizadas, mostrándose aquí tres actuaciones ejemplares: la intervención en La Judería en Segovia, la del polígono Río Vena en Burgos y la denominada Tierras del Renacimiento desarrollada en tres municipios palentinos.

Fechas Clave

Descripción

Situación previa a la iniciativa

Castilla y León posee gran complejidad territorial: 94.226 km2, 2.248 municipios —el 75% con menos de 500 habitantes— y 2,5 millones de habitantes (27 hab./km2). Los espacios donde abordar las acciones son: tejidos urbanos con valor patrimonial importante pero degradados, barrios con carencias constructivas y pequeños municipios con problemas de deterioro y pérdida de población.

Establecimiento de prioridades

Las prioridades establecidas en el PRICyL, definidas por el gobierno regional partiendo de las prácticas realizadas (casi 60 acciones en 52 municipios), son:

Formulación de objetivos y estrategias

Las nuevas estrategias para la rehabilitación en Castilla y León se concretan en:

  1. Programar las acciones de rehabilitación. Para ello se establecen, de acuerdo con la legislación estatal, cuatro ejes que caracterizan, definen y orientan las acciones de rehabilitación:
  2. Establecer un sistema de criterios que permitan evaluar las mejoras propuestas.

Movilización de recursos

En las acciones rehabilitadoras realizadas en Castilla y León participan varios agentes: Ministerio de Fomento, Junta de Castilla y León, Ayuntamientos y propietarios. La declaración se efectúa a petición de los ayuntamientos y es aprobado por el Consejo de Gobierno de la Junta de Castilla y León. Tras el acuerdo de declaración las actuaciones se acogen al régimen de financiación cualificada establecido en la legislación estatal. El seguimiento, utilización y control de los fondos públicos se regulan mediante pactos o acuerdos.

La gestión de las acciones se realiza a través de las oficinas de gestión, que relacionan a la administración con los ciudadanos. Pertenecen a los ayuntamientos y se encargan de presentar las bases y plazos, recoger las solicitudes de subvención y proponer acciones públicas complementarias. Integrar y establecer unos criterios de selección como prevé el PRICyL facilitará y agilizará estos trámites.

El procedimiento administrativo cuenta con una dilatada experiencia y eficacia, si bien resulta necesario contar con unos criterios que establezcan las necesidades objetivas de rehabilitación así como de calidad en los proyectos. Con estos objetivos nace el PRICyL para convertirse en un modelo de propuesta para la rehabilitación y un marco de evaluación y seguimiento de las solicitudes.

Proceso

La puesta en marcha del PRICyL coincide con un momento de crisis del modelo urbano y del sector inmobiliario muy grave en España, por lo que resulta necesario buscar nuevas alternativas de regeneración urbana y de puesta en valor del patrimonio edificado. Se elabora este plan de regeneración urbana como herramienta para orientar la política de rehabilitación en Casilla y León. En él se establece la programación de las acciones de rehabilitación entorno a cuatro ejes básicos y un sistema de criterios para evaluar las actuaciones. Los ejes directores básicos son:

  1. Áreas de Rehabilitación Integral y de Renovación Urbana.
  2. Acciones de erradicación de la infravivienda y del chabolismo.
  3. Programación de medidas de fomento de un desarrollo más sostenible.
  4. Orientación de las acciones hacia objetivos de reequilibrio territorial y de regeneración urbana.

En cuanto a los criterios destinados a valorar la idoneidad de las propuestas, se propone:

El proceso de selección de las áreas comienza con la presentación de un avance de Memoria-Programa en la que se incluyen datos del ámbito y de las acciones planteadas. Con ella se podrá valorar la conveniencia de la acción propuesta utilizando criterios objetivos. Una vez realizada la preselección se elabora la Memoria-Programa definitiva, de acuerdo con las guías, y en las que se atenderá a:

Resultados obtenidos

Los resultados obtenidos se traducen en casi sesenta intervenciones en la Comunidad y 15.000 viviendas rehabilitadas o en proceso, en los últimos diez años. El impacto social y urbanístico es evidente, así como la mejora de las condiciones de las viviendas rehabilitadas. Los resultados dependen en gran medida de cada uno de los factores que plantea el PRICyL, de modo que:

Sin embargo, y a pesar de los éxitos obtenidos, a través del PRICyL se pretende no sólo recuperar las edificaciones residenciales como hasta ahora, sino un nuevo modelo urbano, incrementando la sostenibilidad y mejorando los espacios públicos urbanos.

Sostenibilidad

Financiera

Los recursos empleados en las actuaciones proceden en gran parte de los fondos públicos. El Ministerio de Fomento, la Junta de Castilla y León y los ayuntamientos son los organismos públicos que participan en la acción rehabilitadora, asumiendo una parte muy importante del presupuesto, más relevante en los lugares de fragilidad social.

Social

El aspecto socioeconómico de las actuaciones se pone de manifiesto al intervenir en los barrios degradados de las ciudades, como en el caso de Río Vena o en entornos rurales en declive. El PRICyL pone en valor este factor y lo utiliza como referencia para la selección de las acciones, priorizando las acciones en aquellos municipios con pérdidas de población en los últimos quince años superiores al 10% y evaluando la tasa de paro, el nivel de riqueza y el perfil económico.

Cultural

La recuperación del patrimonio histórico de las principales ciudades fue en un primer momento objeto de rehabilitación, como en La Judería de Segovia. En el PRICyL se consideran otros aspectos vinculados al mundo rural y al patrimonio, como la pertenencia de un municipio a contextos históricos singulares o la existencia de patrimonio etnográfico en las edificaciones tradicionales del caserío rural.

Ambiental

Las intervenciones realizadas en las edificaciones han permitido mejorar la calidad de vida de los ciudadanos y además reducir el consumo de energía (reducción del 25% en el caso de las edificaciones en Río Vena, Burgos).

Además de seguir apostando por una mayor optimización de los recursos, el PRICyL fomenta un desarrollo más sostenible, estableciendo acciones concretas para el cumplimiento de las medidas de ahorro y eficiencia energética.

Institucional

El PRICyL es el marco que reconoce los puntos débiles de la acción rehabilitadora en Castilla y León para intervenir en aquellos lugares cuya recuperación permita mayor impacto social, económico y ambiental.

Lecciones aprendidas

Destacamos los siguientes aprendizajes.

Se debe fundar la rehabilitación y la regeneración urbana en un conocimiento profundo de la Comunidad Autónoma y en un diagnóstico preciso. La diversidad de situaciones urbanas que ofrece Castilla y León y su despliegue en el territorio condiciona de manera particular las acciones o estrategias a emplear al tratarse de ámbitos tan heterogéneos, por ello el PRICyL aborda temas como la dispersión de los núcleos urbanos, la baja densidad de población, así como las dimensiones de los núcleos urbanos y rurales. Es importante identificar los municipios más vulnerables para orientar la acción, frente a una experiencia de dispersión de recursos.

Existe una tradición dispar de intervención. La práctica rehabilitadora se ha desarrollado en gran medida por dos factores: la dependencia de la financiación del sector público en la recuperación de los centros históricos y, más adelante, en los conjuntos urbanos residenciales básicamente construidos entre 1945 y 1970. Las acciones han sido dirigidas, durante los años noventa y principios del siglo XXI, a recuperar el valor estético en el caso de los centros históricos o a mejorar la calidad de vida en el caso de los barrios degradados, pero sin un balance cualitativo que priorice las acciones. Resulta necesario definir unas líneas de actuación comunes que, reconociendo las particularidades de cada caso, activen el potencial regenerador de la rehabilitación y amplíen sus objetivos.

Es necesario que se reconozca el valor de la rehabilitación como estrategia en el medio rural. La experiencia desarrollada en los municipios que componen la actuación de Tierras del Renacimiento pone de manifiesto la importancia del mundo rural, y también el PRICyL participa, desde la política de vivienda, a inducir mejoras que colaboren con el desarrollo local y con la ordenación del territorio en el medio rural.

Transferibilidad

La práctica que se presenta es un ejemplo de transferibilidad: la experiencia rehabilitadora en la Comunidad se ha transferido al Plan de Rehabilitación Integral de Castilla y León.

Partiendo del análisis y estudio de las actuaciones desarrolladas en Castilla y León, entre las que destacan La Judería en Segovia, Río Vena en Burgos y Tierras del Renacimiento en la provincia de Palencia, y en el marco de la nueva legislación estatal (Plan Estatal de Vivienda y Rehabilitación 2009-2012) se elabora el PRICyL. Surge de la iniciativa de una administración regional y se concibe como una herramienta de perfil estratégico adaptable a las circunstancias y organizado como un sistema de indicaciones destinadas, no tanto en la definición de conceptos, sino al cumplimiento de objetivos. Nace con la finalidad de reforzar la actividad de rehabilitación y promover la mejora del conjunto de viviendas construidas en la Comunidad Autónoma, teniendo en cuenta las situaciones más frágiles derivadas de las condiciones económicas, sociales y del patrimonio. Supone un cambio de escala en la acción de la rehabilitación, de una visión local y parcial de las actuaciones a otra sostenible, coordinada y a nivel territorial.

Su metodología es flexible y no cierra los horizontes a la rehabilitación en la Comunidad Autónoma. Establece las necesidades de rehabilitación a partir de la valoración de sus condicionantes objetivos y propone el sometimiento de las acciones y desarrollo a criterios de calidad. Sin embargo, la rehabilitación no es una acción más, debe ser clave en un proyecto ambicioso de mejora de la calidad de vida en la ciudad real, evitando crecimientos insostenibles.

La elaboración del PRICyL comienza en el año 2009 en un contexto económico difícil, en el que resultaba necesario establecer un nuevo marco que permitiera maximizar los recursos y seleccionar aquellas actuaciones que garantizaran mayor calidad e impacto.

Desde el inicio de su difusión, se abrió un periodo de información pública, de debate y participación de las diferentes administraciones, colectivos profesionales, asociaciones de vecinos, sindicales, organizaciones empresariales...

La metodología que desarrolla el Plan puede ser transferida a otras regiones aunque se haya realizado atendiendo a la realidad de la Castilla y León. Existen, además de las consideraciones particulares de la región, otros aspectos objetivos que pueden ser de aplicación en intervenciones de rehabilitación integral fuera de esta Comunidad.

Perfil Financiero

El presupuesto que se presenta corresponde a la suma de las actuaciones ejemplares seleccionadas —La Judería en Segovia, Río Vena en Burgos y Tierras del Renacimiento— desarrollado en los municipios palentinos de Becerril de Campos, Cisneros, Fuentes de Nava y Paredes de Nava.
Socio 2006 2007 2008 2009 2010 Total
Junta de Castilla y León 1.325.320 1.430.408 278.380 385.000 531.707 3.950.815 (20,29%)
Ministerio de Fomento 1.460.139274.860 1.782.307 0 1.301.5914.818.897 (24.75%)
Administración Local [1] 3.050.339126.660 669.445 396.168 1.671.7825.914.394 (30.38%)
Propietarios [2] 2.097.117140.135 253.341 1.134.1921.156.498 4.781.283 (24,56%)
Presupuesto total 7.932.9151.972.0632.983.4731.915.3604.661.57819.465.389 [3]

Datos expresados en euros.

[1] Suma de las cantidades aportadas por todos los Ayuntamientos que componen las tres actuaciones seleccionadas.

[2] Cantidad correspondiente a las aportaciones realizadas por los propietarios de las tres actuaciones.

[3] La cantidad indicada no se corresponde con la suma de los presupuestos totales de las tres prácticas al no estar incluidas las anualidades anteriores y posteriores a las fechas indicadas y en las que completan las actuaciones.

Legislación y políticas relacionadas

El documento del PRICyL se elabora en el marco de la legislación estatal y autonómica, desde la perspectiva que introduce la Carta de Leipzig sobre Ciudades Europeas Sostenibles.

El Plan Estatal de Vivienda y Rehabilitación 2009-2012 introduce algunas novedades para la rehabilitación urbana integral que el PRICyL asume, como son la inclusión de la erradicación del chabolismo y la infravivienda, así como orientar la rehabilitación hacia los barrios urbanos desfavorecidos (recomendación también realizada en la Carta de Leipzig sobre Ciudades Europeas Sostenibles).

La Ley 9/2010 del Derecho a la Vivienda de la Comunidad de Castilla y León en su Exposición de Motivos indica que se deben establecer «las condiciones necesarias que permitan estimular la promoción y rehabilitación de viviendas en general y de viviendas protegidas en particular». El PRICyL hace posible este estímulo de rehabilitación.

Este plan para la rehabilitación integral participa en los objetivos y medidas de la Estrategia Regional de Desarrollo Sostenible 2009-2012 y en la Estrategia Regional contra el Cambio Climático 2009-2012 realizadas por la Junta de Castilla y León, fomentando la sostenibilidad de la ordenación territorial, la planificación urbana, la construcción y el uso de los recursos e impulsando ahorro y eficiencia en los edificios existentes.

Referencias

El documento del PRICyL se encuentra disponible en la página web de la Junta de Castilla y León (http://www.jcyl.es/web/jcyl/ViviendaUrbanismo/es/).

Las prácticas aquí seleccionadas aparecen citadas (en algún caso desarrollado) en:

La Judería en Segovia

Oficina «ARCH Judería»  (2010)   Área de Rehabilitación del Centro Histórico de la Judería de Segovia. Diario de un barrio renovado.   Ayuntamiento de Segovia. ISBN:978-84-931589-6-5. Junio 2010. 

Río Vena en Burgos

Diario de Burgos  (2011)   «El ARI de Río Vena reduce un 25% el consumo de calefacción»,   Diario de Burgos, 16 de diciembre de 2011. 

Diario Gente  (2006)   «Ejecutada más del 50% de la rehabilitación de Río Vena»,   Diario Gente, Burgos, n. 346, año 9, 10-16 de febrero de 2006, p. 5. 

Tierras del Renacimiento en provincia de Palencia

Diario Palentino  (2011)   «Tierras del Renacimiento abre una tercera convocatoria hasta diciembre»,   Diario Palentino, 29 de octubre de 2011. 

Edición del -10-2012
Revisión: Alejandro Rodríguez Sebastián
Buenas Prácticas > Españolas > Concurso Internacional 2012 > http://habitat.aq.upm.es/bpes/onu12/bp_25.html   
 
Ciudades para un Futuro más Sostenible
Búsqueda | Buenas Prácticas | Documentos | Boletín CF+S | Novedades | Convocatorias | Sobre la Biblioteca | Buzón/Mailbox
 
Escuela Técnica Superior de Arquitectura de Madrid Universidad Politécnica de Madrid
Grupo de Investigación en Arquitectura, Urbanismo y Sostenibilidad
Departamento de Estructuras y Física de la EdificaciónDepartamento de Urbanística y Ordenación del Territorio